Rumbo a ti, Beth O´Leary

lunes, 7 de febrero de 2022

rumbo-a-ti-beth-o-leary
Título: Rumbo a ti

Autores: Beth O´Leary
Género: romántica contemporánea
Editorial: Suma
Sinopsis:

Todo el mundo tiene un ex. El de ADDIE es Dylan: hijo de familia adinerada, poeta de mirada intensa y manos cálidas... y la persona que le rompió el corazón. Tras dos años sin verlo, está segura de haberlo superado, pero el destino no opina lo mismo. De camino con su hermana a una boda en Escocia, un coche choca con ellas. El conductor es Dylan, que también va con su mejor amigo a la celebración. Y ahora, si quieren llegar a tiempo a la ceremonia, tendrán que viajar juntos.

Hace dos años, DYLAN cometió un error: dejó marchar a la única chica de la que se ha enamorado. Sin embargo, parece que tiene una segunda oportunidad para recuperarla y, esta vez, no se va a rendir: hará lo que haga falta para convencer a Addie de que el final de su historia juntos aún está por escribirse.


Seré breve: tienes que leer a Beth O´Leary. ¿Demasiado breve? Venga, que te cuento un poco más, pero con esta tercera novela la autora no ha hecho más que reafirmarse en que maneja un sutil equilibrio entre la pura comedia y los momentos más emocionales que una persona puede vivir. Ya lo hizo con Piso para dos, un magnífico debut que nos dejó una historia que arranca con sonrisas y carcajadas para tornarse más seria según avanza y lo volvió a hacer con En tus zapatos, con esas dos maravillosas protagonistas, abuela y nieta y ese ambiente tan inglés. Aquí tenemos una boda en Escocia, un interminable viaje en coche y muchos secretos que saldrán a la luz.

 

Contada en dos tiempo, antes y ahora, vas componiendo poco a poco ese pasado común de los protagonistas porque el libro inicia con el choque, un encontronazo inesperado que deja solo uno de los dos coches en funcionamiento y cinco personas que tienen que llegar hasta la misma boda. Como no podía ser de otro modo, todos suben al Mini de Deb, la hermana de la protagonista, Addie, pero las relaciones han sido inexistentes con Dylan, el ex de Addie y Marcus, el amigo de este, desde que rompieran hace casi dos años. ¿Qué te parece el inicio?

 

Imaginas bien, puro enredo porque los cuchillos viajan de un lado a otro y callan más de lo que dicen, aunque también hay que reconocer que por los comentarios de unos y otros no son las mismas personas que dejaron atrás. Ahí es cuando va habiendo capítulos del pasado, de ese verano en el que Addie y Dylan se conocieron en la Provenza y la atracción que sintieron pareció que iba a poder con todo, pero luego la realidad se impuso y la mochila de cada uno seguía ahí, solo que con una persona más que tener en cuenta.

 

Addie ha crecido en una familia cariñosa y unida y no esperaba encontrar el amor mientras trabajaba de guardesa de la casa de vacaciones de su amiga Cherry. Dylan, de familia acomodada, pero tremendamente exigente, no sabe qué hacer tras acabar la universidad, aunque sí sabe que no quiere trabajar junto a su padre; el verano familiar en la casa de Cherry pasa a ser el verano que pasa solo, o casi, enamorándose de Addie. La vuelta a la realidad se acerca, pero su histroria no acaba ahí, por lo que estás conjeturando todo el tiempo sobre cuál fue la razón, el detonante que hizo que todo saltara por los aires. Un pequeño paréntesis para lo mucho que me ha recordado ese verano de Addie y Dylan al verano de Mariam y Connel de Gente Normal... aunque puede que solo sea mi prqueña gran obsesión con esa historia ;)

 

La autora te lleva al pasado y te trae al presente con facilidad; un pasado lleno de juventud, de esperanzas, de planes, pero también de sensaciones abrumadoras, de no terminar de encontrar el propio lugar y de no saber lidiar con los matices de la vida adulta; el presente está lleno de frases con dobles sentidos, situaciones hilarantes y hasta catastróficas, todo con la cuenta atrás del inicio de la boda y el encontrar mil obstáculos para llegar hasta allí. Todos han cambiado pero tendrás que ver si son capaces de pedir perdón, de perdonar y de querer intentar algo que puede que esté irremediablemente roto.


Seguro que te preguntas quién es el quinto ocupante del Mini: el personaje tragicómico que aparece de la nada y da un toque de patetismo, otro de misterio, un poquito de grima y el que hace que todos se unan por un objetivo común. No te digo más, solo que la propia situación te arrancará más de una carcajada. Y un capítulo a parte merece Marcus, al que odias buena parte de la novela y el que encarna la parte más tóxica de una relación de amistad que hace dinamitar todo lo que tiene a su alrededor.


Poquito más te puedo contar de esta historia para que se mantenga ese misterio tan propio de la autora y el que hace que quieras comentar el libro con quien ya lo haya leído para apreciar justo esos matices que dan profundidad a la historia, esos momentos de malos entendidos, de culpabilidades, de tomar decisiones sin tener todos los datos y arrepentirse luego por no ser más reflexivos; todo puede cambiar en un solo momento, todo lo que te ha llevado hasta ahí es visto bajo otro prisma y mirar adelante pierde parte de la ilusión que tenían esos sueños. Conoce a Addie y Dylan, no te arrepentirás!


2 comentarios:

  1. ¡Holaa! Tenía apuntado "Piso para dos" y la verdad es que me hace ilusión leer a esta autora así que le daré una oportunidad. Un saludo!

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    He leído los dos libros anteriores de la autora, el de piso para dos me gustó mucho pero el otro no tanto pero este me llama mucho y por lo que dices sé que me puede gustar, espero poder leerlo pronto.
    Gracias por la reseña, un besote enorme.

    ResponderEliminar